ES
Primer equipo

Victoria necesaria y de justicia para la SD Huesca ante el Burgos

El Alcoraz vuelve a responder ante los suyos y los azulgranas dan una buena imagen con triunfo ante los burgaleses, con gol en propia puerta de Rubio (1-0)

La Sociedad Deportiva Huesca logró una victoria de justicia y necesaria ante el Burgos CF en El Alcoraz gracias a un tanto en propia puerta de Rubio en la primera mitad (1-0). En la 32ª jornada de LaLiga SmartBank, los azulgranas dejaron atrás las malas sensaciones y el bache de resultados y confirmaron que el feudo altoaragonés comienza a ser un fortín, logrando la tercera victoria local en los últimos cuatro partidos. En un partido sólido que pudo terminar con un resultado mucho más abultado, el Huesca mostró una buena cara.

El partido arrancó sin mucho ritmo, pero con dominio azulgrana en pelota y ocasiones. La primera de peligro llegó en el minuto 6, con un pase largo de Ignasi Miquel hacia Ratiu. En el pico del área, recortó, avanzó hacia dentro y su chut se fue despejado por la zaga. Siguió intentándolo el Huesca, con una nueva ocasión en el 18' que por poco no acabó en gol. Elgezabal, defensor del Burgos, sacó la pelota a poca distancia de la línea de gol después de una acción forzada de Miquel en el área pequeña. A la tercera fue la vencida para los altoaragoneses, gracias a un centro con muchísimo peligro de Pablo Martínez que remató sin quererlo Miguel Rubio en propia puerta. El tanto azulgrana hacía justicia a lo visto sobre el césped. El Burgos, que también se asomaba con ganas y fútbol al último tercio de campo, no pudo sin embargo disparar entre los tres palos en la primera mitad. Sí pudo el Huesca ampliar la distancia antes del paso por vestuarios: Seoane cabeceó en buenísima posición un centro desde la izquierda e Marc Mateu, pero lo hizo demasiado picado. Y acto, seguido, Pablo Martínez y Pedro Mosquera chutaron desde media distancia en otras dos buenas ocasiones.

La segunda mitad trajo de nuevo un equipo azulgrana sólido y superior a su oponente. Timor abrió las hostilidades con un chut poderoso desde fuera del área, antes de que Ferreiro ingresara en el terreno de juego por Pablo Martínez. Continuó la buena senda una triple ocasión altoaragonesa. Fue un contraataque conducido por Poveda, que abrió a Seoane y éste cedió a Mateu en el mano a mano, que venció el meta burgalés. El propio Seoane disparó en el rechace de la jugada, pero repelió la zaga, y Ratiu recogió ese rebote para sacarse un gran tiro fortísimo, muy cerca de la escuadra. Xisco siguió introduciendo cambios con las entradas de Lago Junior, Mikel Rico y Dani Escriche para ofrecer distintos registros a un equipo que siguió creciendo con el paso de los minutos, y no pasó apuros atrás. Casi en el tiempo de descuento, Seoane tuvo a la contra una acción clarísima, después de que no se le señalara un posible penalti. El choque terminó sin cambios, certificando el triunfo valioso de un Huesca que dio la talla.