NOTICIAS

Alcoy pone el final a la Copa del Rey

Los azulgranas caen 2-1 frente al Alcoyano, con goles de Mourad, Seoane y, al borde del final, Moltó, y se despiden de la competición

07/01/2021 22:43

La SD Huesca puso el final a su participación en la Copa del Rey en el campo del Alcoyano. Un gol al borde del desenlace fue el castigo de los azulgranas, que habían igualado ya un primer tanto local a la contra en la primera parte. Los de Míchel dicen así adiós a esta competición (2-1), para centrarse en su próximo envite liguero, este lunes en El Alcoraz.

La nieve se quiso sumar esta vez a los habituales condicionantes que tienen los partidos en esta competición: un rival muy motivado y un terreno de juego más castigado. Aspectos que sufrió el Huesca en un inicio en el que los de Míchel no acabaron de sentirse cómodos. Aun así, pudo Sergio Gómez primero, con un disparo escorado, y después Eugeni, a mayor distancia, abrir el marcador. Pero lejos de lograr adelantarse, fue el Alcoyano el que consiguió golpear primero, convirtiendo una contra con una buena acción individual de Mourad.

El gol en contra castigó demasiado a los azulgranas -de blanco otra vez-, que arrastrando los golpes de la temporada, sufrieron unos minutos de cierto bloqueo que pronto se disiparon. Y así, llegó más claridad a la hora de mover el balón y encontrar huecos por el interior. Una fluidez que se tradujo en el empate, obra de Seoane, en el rechace de un disparo de Escriche que detuvo el portero, el mejor para los locales.

El empate se mantuvo en la segunda parte, pese a que Okazaki estuvo cerca de hacer el segundo, en un remate que de puro forzado se convirtió en acrobático, pero nuevamente se topó con el guardameta del Alcoyano. Pasaban veinte minutos tras la reanudación cuando movió Míchel su banquillo, con la entrada de Juan Carlos, Nwakali y Ferreiro. Pero no pudieron evitar que un minuto después, el árbitro señalara el punto de penalti a favor de los locales. Afortunadamente, el balón se fue por encima del larguero.

Tocó tirar de oficio para evitar la prórroga en la fría noche alicantina. La pudo evitar un cabezazo el primer palo de Seoane, en la salida de un córner, pero se topó con el larguero, y el rechace de Dani Escriche acabó en el lateral de la red. Y así, con el reloj acercándose a un añadido que no favorecía para nada a los azulgranas, llego el segundo en contra, nuevamente culminando una contra a cinco del final.

Pesó demasiado el mazazo tan cerca del desenlace y los de Míchel vieron finalizar su participación en Copa al cumplirse el tiempo reglamentario.