NOTICIAS

La SD Huesca B vuelve a la victoria en Cariñena

Los azulgranas dominaron en una visita complicada y sumaron los tres puntos después de dos jornadas (0-3)

07/11/2022 16:01

La SD Huesca B buscaba levantar cabeza después de una mala dinámica de resultados. Tras las derrotas ante Atlético Monzón e Illueca CF, el equipo era consciente de la semana exigente que se venía encima, pero que a su vez se presentaba como una oportunidad para recortar distancias en la clasificación. El filial azulgrana logró reconducir su situación y convenció, el equipo logró imponerse a un CD Cariñena competitivo en casa, gracias a los goles de Diego Aznar, Manu Rico y Rafa Tresaco en la primera mitad (0-3). Tres puntos que sirven para cerrar la novena jornada en la cuarta plaza de la Tercera RFEF. 

La cita se dio muy bien desde el inicio para la escuadra azulgrana. En la primera mitad, los pupilos de Sebas Martínez compitieron y supieron entender la propuesta con la que quería hacer daño el rival. El Cariñena buscó portería por la vía del juego directo, pero los altoaragoneses se adaptaron bien a las intenciones locales. Asimismo, también se aclimataron a las características del terreno de juego de La Platera, campo estrecho que impedía pensar en las acciones a un elevado ritmo y donde los errores se pagan caros. En el lado oscense, todavía con bajas, salieron con intensidad competitiva y siendo superiores en ese aspecto al oponente. Con el balón, con la presencia de David García, Torguet, Manu Rico, Seijo, Tresaco y Aznar, protagonizaron circulaciones buenas, buscando en todo momento ser verticales.

El filial salió con ganas y tensión competitiva. El primer gol llegó de una acción a balón parado, tras una falta ejecutada de la que los oscenses se aprovecharon en una segunda jugada. Siendo Diego Aznar el autor del 0-1, sumando ya nueve dianas en nueve citas. La ambición del equipo no cesó, y tras el primer golpe, los nuestros no dejaron reaccionar al rival. En pocos instantes, los oscenses hicieron el segundo en una transición. Torguet fue el que comenzó la jugada, rompiendo líneas con una buena conducción que acabó en un centro lateral. Aznar se adueñó de ese esférico y la cedió a Manu Rico para que hiciera el 0-2 dentro del área a la media hora de partido. Los azulgranas siguieron y no levantaron el pie del acelerador, a la vez que contenía los ataques de un rival que se desmelenó. El filial supo lidiar con los momentos de ofensiva rival y en un saque de banda, se logró hacer el tercero. De nuevo en una segunda jugada, donde Rafa Tresaco se adelantó al central y logró ampliar distancias (0-3).

Con una buena ventaja en el marcador, el equipo se fue tranquilo al descanso. En la reanudación, los oscenses salieron con el objetivo de mantener esa distancia y trabajar colectivamente para que el rival no pudiera hacerles daño. El Cariñena salió con fuerza, desplegando un juego directo y atrevido. El filial supo gestionar muy bien esos momentos de dominio local, defendiéndose con el balón y queriendo bajar las pulsaciones del encuentro. Asimismo, armaron buenas transiciones para matar de forma definitiva el encuentro. Pero faltó un poco de claridad en el último pase para que subieran los goles al marcador. En definitiva, un partido completo donde el Huesca B está mejorando a nivel de juego, sensaciones y resultados. Viéndose a un equipo que ha recobrado la confianza y las ideas.