ES

El Alcoraz

Image

HISTORIA DEL ESTADIO

El estadio El Alcoraz es la sede central de la entidad azulgrana desde su inauguración el 16 de enero de 1972, con un partido entre la SD Huesca y el Deportivo Aragón. Debe su nombre a la Batalla de Alcoraz, que tuvo lugar en sus inmediaciones en el año 1096 y tras la que la ciudad de Huesca (entonces, Wasqa, al estar dominada por los musulmanes) fue anexionada al reino de Aragón. Según la leyenda, la batalla cayó del lado aragonés por la milagrosa aparición de San Jorge, que vestía una gran cruz roja sobre fondo blanco, en la que se basa la actual 2ª equipación de la SD Huesca.

 

El arquitecto Raimundo Bambó fue el encargado de diseñar y levantar el estadio –sin cobrar por su labor– gracias al empeño de José María Mur, presidente del club por entonces, y que fue el principal impulsor de un proyecto que duró 4 años. El estadio tuvo un coste cercano a los 15 millones de pesetas (unos 90.000 euros).

 

En 1986, con el club acuciado por las deudas, el campo salió a subasta y unos 200 directivos y aficionados del club se unieron para formar una sociedad que ganó la subasta, rescatando así el campo del embargo del banco. Posteriormente, una asamblea sentó las bases para que la SD Huesca fuera la única entidad beneficiaría del campo en el futuro. El club es uno de los pocos clubes de LaLiga que cuenta con la propiedad de su estadio. 

 

El Alcoraz siempre se caracterizó por el excelente estado de su césped, lo que le valió ser catalogado por la prestigiosa publicación France Football como "el cuarto mejor césped de Europa". El estadio oscense acogió también un partido internacional: el disputado por la selecciones sub-21 de España y Grecia en 2003.

 

En la temporada 2008/2009, tras el ascenso de la SD Huesca a 2ª División, se acometieron reformas importantes que incluyeron la ampliación y reforma de la tribuna central, la edificación de la cubierta en la grada de general, sala vip, palco presidencial, sala de prensa, vestuarios, oficinas y banquillos. Tras el ascenso del equipo a la máxima catagoría en mayo de 2018, el estadio fue reformado casi en su totalidad para adaptarse a las necesidades de la Primera División. La reforma, además de los graderíos, incluye palcos de autoridades y espacios VIP, sala de prensa, zona mixta, aseos, bares o aparcamientos. Con esta nueva reforma, el estadio pasó de algo menos de 5.500 asientos hasta las 9.100 localidades actuales.

Image
Image